Proteína de soja contra proteína de leche. ¿Cual es más anabólica?

Proteínas de soja

La principal ventaja de las proteínas de la soja es no tener un origen animal como todas las proteínas que hemos mencionado anteriormente. Por lo tanto, serán perfectamente aptas para vegetarianos.

Pero, ¿Hay algo más? ¿Existen razones de peso para abandonar la proteína animal por la proteína vegetal? Veamos que dicen los estudios científicos al respecto.

Proteína de soja, ¿menos anabólica?

Vamos a comparar la proteínas de la soja con la proteína de origen animal más común en suplementos, la proteína de leche.

Las proteínas de la soja son muy ricas en arginina (8g por 100g de proteínas), pero su potencial anabólico es inferior al de las proteínas animales.

En comparación con la caseína, los aminoácidos de la soja son de asimilación mucho más rápida.

El nivel máximo de aminoácidos tras la ingesta de soja se produce al cabo de 2 horas y media.

El aumento inducido por la ingesta de proteínas de leche se produce al cabo de cuatro horas, aunque esta digestión más rápida se hace en detrimento de una buena asimilación.

Respecto a las proteínas de leche, a su paso por el tubo digestivo se destruye un 20% más de proteínas de soja (Bos C,. et al. Postprandial kinetics of dietary amino acids are the main determinant of their metabolism after soy or milk protein ingestion in humans. J. Nutr. 2003 May; 133(5):1308-15.).

De hecho, el 92% del aporte proteico de la leche podrá ser utilizado efectivamente por el cuerpo humano para, entre otras funciones, estimular el anabolismo.  Con las proteínas de la soja este valor llega solamente a un 78%.

Esta diferencia de potencial anabólico entre la leche y la soja se acentúa con el aumento del aporte de proteínas. Estos dos parámetros hacen que el suplemento proteico a través de la soja no sea ideal.

Nos queda el hecho de que esta última ayuda al deportista a aumentar la masa muscular, Sin embargo, el aumento de músculo y fuerza tras doce semanas de suplementación con proteínas de soja es menor que cuando la suplementación se realiza con proteínas de leche en hombres jóvenes que siguen un programa de musculación (Phillips S.M., et al. Dietary protein to support anabolism with resistance exercise in young men. J Am Coll Nutr. 2005 Apr; 24(2):134S-139S.).

Estos resultados se confirman con la toma de whey o soja en forma de barritas nutricionales (Brown E.C, et al. Soy versus whey protein bars: effects on exercise training impact on lean body mass and antioxidant status. Nutr J. 2004 Oec 8; 3:22.).

Cada barra contenía 11 g de proteínas, 26 g de glúcidos y 4 g de grasas. Se ingirieron las barritas tres veces al día, aportando un suplemento total de 33 g de proteínas.

Durante nueve semanas, un grupo de hombres practicantes de musculación recibieron uno de estos dos suplementos. Un tercer grupo siguió el programa de musculación sin ingerir barritas. Este último registró una progresión en su masa muscular de unos 700 g aproximadamente. El grupo de soja ganó 1,3 kg de músculo, y el grupo whey 2,1 kg.

Conclusiones

Tras el estudio del potencial de ambas proteínas está claro que la proteína de leche es superior a la soja. No obstante, los beneficios de la proteína de soja no son nada desdeñables y puede ser una proteína apta para personas que desean desarrollar masa muscular.

Suscríbete al blog por correo electrónico

Introduce tu correo electrónico y serás notificado de nuevos artículos al instante.
No enviamos Spam, solo te contactaremos cuando publiquemos un nuevo artículo.