Rutinas de Espalda para puntos débiles

Rutinas de espalda

Existe una gran variedad de ejercicios de espalda y debes seleccionarlos correctamente en tus rutinas de espalda para potenciar los efectos deseados.

Si llevas mucho tiempo con la misma rutina y los mismos ejercicios es muy posible que hayas notado alguna descompensación muscular en tu cuerpo.

La única forma de revertir esta situación es modificando tu plan de entrenamiento añadiendo ejercicios que ataquen especialmente las zonas más débiles de tu cuerpo.

Rutina para espalda estrecha

¿Tienes buen desarrollo en tus dorsales pero te falta amplitud? Entonces deberás centrar tu rutina de espalda con ejercicios de dominadas y jalones.

Las dominadas y los jalones con agarre ancho son las mejores opciones para desarrollar una espalda más ancha. Las series con pausa incluyen las dominadas para permitir más repeticiones de las que se pueden realizar.

EjerciciosSeriesDescanso
Dominadas con agarre ancho4* hasta el fallo
Jalones Frontales (agarre abierto)48-12
Remo en polea sentado410-12
Descanso De 1 a 2 minutos entre cada serie.
*En las últimas dos series, realiza dos con pausa después de haber alcanzado el fallo.

Si crees que son pocos ejercicios es muy probable que aún no sepas entrenar con intensidad suficiente. En ese caso, añade un ejercicio más si te va a quitar el sueño, pero empieza a aplicar los principios de la alta intensidad.

Rutina para desarrollo de la espalda

Si tienes una buena amplitud de espalda (muchas veces esto es gracias a la amplitud clavicular, pura genética) te interesará orientar tu rutina a la ganancia de densidad muscular. Nada mejor para solucionar esto que basar tu rutina en remos.

EjerciciosSeriesDescanso
Remo con barra46-8
Remo con mancuerna48-10
Remo en polea sentado310-12
Dominadas310-12
 Descanso De 1 a 2 minutos entre cada serie.

Puedes enfocarte en un tipo de rutina durante un tiempo hasta superar tus puntos débiles o puedes ir intercalándolas, una distinta cada semana.

Es más, si reduces el número de series puedes realizar la rutina de amplitud el lunes y la rutina de desarrollo el jueves (por ejemplo) y te asegurarás de no sufrir descompensaciones.

También pueden producirse descompensaciones al realizar los ejercicios siempre por el mismo orden (Por ejemplo, si realizas los remos siempre al inicio de tu rutina de espalda, llegarás siempre más cansado a los ejercicio de jalones y los entrenarás con menor intensidad.).

Muchas veces no hace falta romperse la cabeza pensando rutinas con ejercicios completamente nuevos, simplemente prueba a cambiar el orden y tus músculos lo notarán como un nuevo estímulo.

Suscríbete al blog por correo electrónico

Introduce tu correo electrónico y serás notificado de nuevos artículos al instante.
No enviamos Spam, solo te contactaremos cuando publiquemos un nuevo artículo.