Sexo y rendimiento deportivo

Deporte,Rendimiento sexual

Existen muchos debates sobre el sexo y el deporte y el más extendido de ellos es que la práctica sexual puede reducir tu rendimiento en la práctica deportiva ¿Tienen fundamento? Lo analizamos a continuación.

Muhammad Ali siempre se abstenía del sexo antes de entrar al ring. Incluso Platón decía que los Olímpicos debían evitar el sexo antes de la competición.

Pero la ciencia sugiere que el sexo en su justa medida no supondrá un problema para los niveles de energía ni distraerá a los deportistas durante su actividad.

En efecto, un orgasmo puede ayudar a combatir el dolor muscular en mujeres, mientras que un aumento de la testosterona puede incluso ayudar a construir músculo y ganar fuerza en los hombres.

¿El sexo es malo para el deporte?

Esta es una de las preguntas más extendidas pero ¿en que se basa? ¿Es recomendable tener relaciones sexuales antes de una competición deportiva? Algunos especialistas afirman que ayuda a la concentración y mejora el rendimiento. Otros, en cambio, sostienen que se produce un desgaste físico que puede influir negativamente en el deportista.

No obstante, no existe ningún estudio que verifique totalmente ni una teoría ni la otra, así que resulta imposible dar la razón absoluta a cualquiera de las dos opiniones.

Un claro ejemplo de esta controversia se dió durante el pasado mundial de Brasil, donde muchos equipos prohibieron a sus jugadores la práctica del sexo antes de los partidos porque los técnicos pensaban que podría interferir con el rendimiento deportivo. “No habrá sexo en Brasil” es lo que Safet Susic, entrenador de Bosnia-Herzegovina dijo a los reporteros. “No me interesa lo que hagan otros entrenadores, este no es un viaje de placer, estamos aquí para jugar al fútbol en la copa del mundo“.

En la otra cara de la moneda, los jugadores de Holanda y Alemania estuvieron con sus esposas en el mismo hotel durante todo el campeonato. ¿Coincidencia? Quizás si, quizás no, pero ambas selecciones demostraron estar en forma, quedando Holanda en tercer lugar  y con Alemania ganando el título mundial.

Con casi total seguridad, un poco de sexo la noche antes de un evento deportivo no causará ningún tipo de desventaja. Pero algunos atletas que practican la abstinencia creen que no tener sexo les hace más agresivos en el campo, o que esa testosterona – la cual puede proporcionar músculos más fuertes- es desperdiciada cuando se eyacula.

Sexo y deporte
El sexo tampoco es un problema para los culturistas

Pero volviendo a la cama: Un análisis de estudios sobre el sexo y el deporte dicen todo lo contrario. En cuatro estudios diferentes donde se analizaba la fuerza, la capacidad aeróbica y el VO2 máximo, ni los atletas que practican la abstinencia ni los que practican el acto sexual parecían tener una ventaja, sugiriendo que el sexo no tiene consecuencias en el rendimiento deportivo. Los estudios tenían no obstante algunas deficiencias. Los efectos psicologicos estudiados solo se tenían en cuenta en como afectaban a actividades con un gran desgaste físico, asique puede que los practicantes profesionales del Golf o los Bolos no experimentaran los mismos resultados.

El sexo además no parece perturbar la concentración mental, al menos para los hombres. En un estudio, los investigadores analizaron tanto en atletas de resistencia como a levantadores de peso los resultados de diferentes pruebas tanto de atletismo como de levantamiento de peso y concluyeron que el haber tenido relaciones sexuales con anterioridad (noche anterior) no influyó en su concentración. No obstante, el estudio demostró que el haber tenido sexo dos horas antes del test hizo a los sujetos del estudio menos atentos.

El debate del sexo

El mito  de que el sexo durante la noche antes al gran evento deportivo es solo eso, un mito. Y las buenas noticias siguen llegando:

Investigaciones sugieren que mantener relaciones sexuales potencia la producción de testosterona en hombres, lo cual podría darles una ventaja atlética. Un estudio concluyó que la testosterona (la cual se libera durante el orgasmo) ayudó a tener músculos más fuertes y a aumentar la capacidad de las piernas – pero los sujetos recibieron la testosterona como suplemento, no realizando el acto sexual. Aún así, otros estudios han demostrado que el sexo (ya sea en pareja o en solitario) también aumenta la testosterona, así que no puede hacer ningún mal el intentar aumentarla de esta manera.

Y no nos olvidemos de las mujeres, las cuales pueden obtener aún más ventajas. Científicos descubrieron que el orgasmo femenino podría detener  la liberación de un transmisor de dolor específico durante un máximo de 24 horas, lo que que puede ayudar a disminuir el dolor y más concretamente el dolor muscular durante la práctica deportiva. Las mujeres son además las mayores usuarias de juguetes sexuales, como los suministrados por diversual, por lo tanto pueden beneficiarse fácilmente de los beneficios que los orgasmos proporcionan para aliviar el dolor muscular y la relajación mental.

En conclusión…

Cuando se trata de evaluar los efectos psicológicos del sexo y cómo podría afectar el rendimiento deportivo la investigación es insuficiente.

Puede que simplemente se reduzca a la persona: Si el nerviosismo antes de la carrera puede provocar una mala noche de sueño, el sexo puede ser una distracción relajante. Pero si el tener sexo hace que tengas los ojos bien abiertos toda la noche (sobre todo durante sesiones muy largas de sexo),lo mejor será esperar a realizar el acto después del evento deportivo.

Ten las supersticiones que quieras – pero la ciencia dice que tener relaciones sexuales antes del evento deportivo no afectará a tu rendimiento.

Preguntamos a expertos en sexualidad sobre el asunto. Y esto es lo que dicen al respecto: “Mientras la ciencia no demuestre que el sexo es malo para la práctica deportiva, habrá un factor que deberá predominar sobre los otros cuando se trata del rendimiento en la práctica deportiva – LA MENTALIDAD. Si el atleta piensa que el sexo tendrá un efecto negativo en su rendimiento seguramente lo tendrá. Del mismo modo que si el atleta piensa que atarse los zapatos tres veces por partido llevando sus medias azules favoritas mejorará su juego pues probablemente también lo hará“.

Además, una de las razones por las que muchos atletas se abstienen del sexo la noche antes del evento no es el sexo en si mismo, si no todo lo que en ocasiones trae consigo: fiesta, bailoteo, comida, bebida, pocas horas de sueño, etc. No hay nada de malo en tener un poco de sexo saludable y relajante, pero debes asegurarte de dormir adecuadamente y durante el tiempo suficiente después.

Cada vez más estudios apuntan a los beneficios para la salud del sexo. Las personas que tienen una vida sexual saludable terminan teniendo más confianza y autoestima y realizan mejor sus tareas laborales y cotidianas.

Suscríbete al blog por correo electrónico

Introduce tu correo electrónico y serás notificado de nuevos artículos al instante.
No enviamos Spam, solo te contactaremos cuando publiquemos un nuevo artículo.