Quemar grasa haciendo abdominales

Abdomen, quemar grasa

Puedo asegurar que he visto invertir más esfuerzos vanos en la cintura que en ninguna otra zona corporal y sin embargo conseguir unos buenos abdominales es sencillo, ojo, no quiero decir fácil, sino que no debe resultar complicado.

Existen varios errores de bulto cuando se trata de abordar el trabajo del abdomen y puede que el más grave sea el de creer que la grasa se puede eliminar localizadamente, de una zona concreta.

Resulta razonable pensar que la grasa abdominal puede fundirse realizando ejercicios para esa zona, como encogimientos, elevaciones de tronco y de piernas, giros, torsiones de cintura, etcétera; sin embargo es un error, porque el cuerpo no funciona así.

Este falso concepto está fuertemente arraigado debido a la publicidad que hacen muchas empresas, que con ganas de hacer beneficios insisten en vender con grandes campañas publicitarias toda una serie de artilugios para entrenar el abdomen apoyándose en el hecho irrefutable, según ellos, que ejercitarse con sus ‘aparatos’ proporcionará un abdomen libre de grasa y con unos músculos abdominales extraordinarios, lo cual obviamente nunca sucede.

Aquellos de vosotros que caigáis en ese tipo de optimismo idealista, comprobaréis que poseer unos abdominales recortados seguirá siendo una fantasía hasta que comprendáis cómo el cuerpo destruye la grasa y hagáis vuestros deberes.

No se puede destruir la grasa acumulada en el abdomen simplemente haciendo ejercicio abdominal. Punto.

A pesar de que la mayoría de culturitas ha oído esta aseveración y asegura entenderla, continúan haciendo cosas que demuestran que siguen creyendo que se puede adelgazar localizadamente.

Cuando realizáis ejercicio abdominal, el músculo – que está bajo la capa de grasa– hace el trabajo, pero no es el músculo el que fundirá la grasa como por arte de magia.

Hacer encogimientos no “funde” la grasa

Todos los ejercicios abdominales benefician el músculo que subyace bajo la capa de adiposidad, pero no harán gran cosa para hacer desaparecer esa capa de grasa que cubre la pared abdominal.

Ese grueso manto flácido que envuelve vuestra cintura no es músculo fuera de forma, ni tampoco es algo que pueda endurecerse y tonificarse, ni convertirse en músculo.

Es grasa y solamente puede ser reducida como parte de un plan general de eliminación.

Podéis perfectamente tener unos músculos abdominales bien desarrollados debajo de esa grasa, pero nunca los veréis mientras esa capa de grasa permanezca igual.

Hasta que no modifiquéis vuestra dieta y programa general de ejercicio, nunca veréis esos músculos abdominales definidos y bien recortados independientemente de la cantidad de encogimientos de abdomen, elevaciones de tronco y de piernas o giros de cintura que hagáis.

El abdomen necesita descanso

Si estáis haciendo diariamente ejercicios abdominales y muchas series y repeticiones, eso demuestra que en realidad creéis que la eliminación localizada de la grasa es posible.

Dejad de hacerlo, es una pérdida de tiempo. No os ha funcionado hasta ahora ni tampoco lo hará en el futuro.

Si creéis que esa sensación de ardor y de quemazón que sentís en el abdomen cuando hacéis muchas repeticiones de abdominales es ‘prueba’ de que estáis quemando la grasa de la cintura, estáis profundamente equivocados.

Esa sensación de quemazón que se percibe en el músculo es la consecuencia de la acumulación de residuos metabólicos (ácido láctico) procedentes de hacer muchas repeticiones, no es algo que se produzca en el tejido graso.

Es evidente, que al hacer mucho ejercicio abdominal también se queman calorías y por tanto tejido adiposo, pero no localizadamente del abdomen.

No podéis elegir en qué parte del cuerpo elimináis la grasa, de la misma forma como tampoco podéis elegir en qué zona se acumula ésta. Es simplemente un hecho fisiológico.

Es necesario poner todo el cuerpo en modo de quemar grasa para que la adiposidad acumulada en la cintura empiece a ir desapareciendo.

¿Habéis visto alguna vez a alguien con unos abdominales bien recortados y que estuviese gordo en cualquier otra zona? Por supuesto que no y nunca lo veréis.

Es necesario estar definido en el resto del cuerpo para que los abdominales aparezcan recortados.

Suscríbete al blog por correo electrónico

Introduce tu correo electrónico y serás notificado de nuevos artículos al instante. Solo te contactaremos cuando publiquemos un nuevo artículo.