Desayuno culturista diferente

Desayuno culturista diferente

Ya pasaron a la historia los clásicos desayunos culturistas a base de claras de huevo, leche y tortas de arroz.

Además de no ser nada apetecibles, los nutrientes aportados no son de muy alta calidad.

En décadas pasadas las claras de huevo y la leche han sido alimentos básicos en cualquier dieta, los deportistas de fuerza los tomaban como base de su alimentación.

Eran alimentos que se encontraban con facilidad y eran económicos. Sin embargo, hoy en día vivimos una revolución en la alimentación, más aún en el caso de los deportistas y aún más revolucionaria en deportistas de fuerza con un objetivo de musculación, para los que han parecido suplementos de alto valor biológico.

Este es un ejemplo de un desayuno muy energético que nos aporta, por una parte, los carbohidratos necesarios para realizar los entrenamientos intensivos de fuerza y, por otra, las proteínas necesarias para mantener las necesidades diarias y realizar su función plástica de regeneración del tejido muscular dañado durante el ejercicio.

  • 200 ml de yogur líquido de limón
  • 10 g proteína de suero
  • 1 plátano
  • 2 almendras o nueces
  • 40 g de copos de avena
  • Sacarina liquida y canela molida al gusto
AlimentoUnidadCantidad (gr.)Nutrientes TotalesKcal
PRCHGR
Proteína de suero2 cucharaditas107,61,16,841,6
Plátano 11001,1 22,20,2 95,0
Yogur liquido 12004,8 26,03,8 157,4
2 nueces 150,8 0,83,0 33,0
Avena en copos405,5 26,02,6 149,8
Glutamina 1 cucharadita43,6 0,00,0 14,4
 Sacarina liquida y canela molida
 gr.23,4 76,110,4 
 cal.93,5 304,293,5 491,2

Los copos de avena, el yogur líquido y el plátano nos aportarán la energía en forma de carbohidratos de bajo índice glucémico, manteniendo los niveles estables de glucosa en sangre y, por otra parte, entrarán a formar parte de las reservas de glucógeno muscular necesarias para las contracciones musculares de alta intensidad.

Representan la “gasolina” que nos permitirá poner en acción al motor, representado por los músculos.

En dos cucharaditas de proteína de suero tenemos una cantidad de proteínas equivalente a dos claras de huevo, pero con un valor biológico más elevado, más fácil de asimilar, con menos problemas digestivos y con mucho menos sodio. Además, con un agradable sabor a limón. Todo son ventajas.

Hemos añadido unas grasas saludables en forma de frutos secos para aportar las vitaminas liposolubles necesarias, sobre todo la E, que es un potente antioxidante.

Finalmente, hemos completado el desayuno con unos gramos de glutamina, un anticatabólico (protege al músculo de su catabolismo) muy necesario en periodos de alta intensidad de trabajo, estrés, dietas exigentes, etc.

Por último, puedes añadir sacarina líquida y canela molida, transformando tu desayuno en una deliciosa y sana comida energética.

Como ves, hemos mejorado en nutrientes, asimilación y sabor los clásicos y obsoletos desayunos culturistas de los años 80.

Extraído de “Entrénate Ya” , un excelente libro escrito por Domingo Sánchez, te recomendamos su compra.

Suscríbete al blog por correo electrónico

Introduce tu correo electrónico y serás notificado de nuevos artículos al instante.
No enviamos Spam, solo te contactaremos cuando publiquemos un nuevo artículo.