Elige las dominadas adecuadas para mejorar tu espalda

Desarrolla una espalda más amplia escogiendo sabiamente tus dominadas.

Cuando toca el día de espalda, debemos tener dos objetivos en mente: densidad y grosor.

Adquirir densidad supone emplearse en remos pesados con barra, mancuernas o poleas.

Conseguir amplitud ya resulta más complicado. Las dominadas y los jalones son el arsenal necesario para lograrlo, pero hay multitud de maneras de hacerlo, algunas que facilitan la anchura y otras que no.

Nos concentraremos en este artículo en las dominadas, aunque los mismos conocimientos pueden aplicarse a los tipos de jalones.

¿Que ejercicio de abajo que penséis más adecuado para ampliar la espalda?

Dominadas de bíceps, peor opción

Dominadas para bícepsNo hay nada malo en hacerlas, pero trabajan más la parte baja de los dorsales, ya que el agarre supino permite llevar los codos hacia atrás y hacia abajo al final del movimiento.

Además, los bíceps se implican mucho más al usar un agarre estrecho, lo que recorta el énfasis sobre los dorsales.

Por lo tanto, son una buena opción como alternativa a los jalones con agarre cerrado o si quieres enfatizar el trabajo de bíceps.

Dominadas con agarre abierto, el blanco

Dominadas agarre anchoLo habrás oído una y otra vez, y te lo vamos a repetir de nuevo: Si buscas anchura, trabaja a lo ancho.

Separar las manos a una distancia superior a la anchura de los hombros no sólo reclutará más fibras del dorsal sino también del músculo redondo mayor, que aporta mayor amplitud a la espalda cuando está plenamente desarrollado.

Su alternativa más común son los jalones frontales pero nada es tan efectivo para la amplitud de la espalda como estas dominadas con el peso corporal o lastradas.

Imágenes extraídas de bodybuilding.com

Suscríbete al blog por correo electrónico

Introduce tu correo electrónico y serás notificado de nuevos artículos al instante. Solo te contactaremos cuando publiquemos un nuevo artículo.