Aductores en polea

12803

Aductores en polea

Ejecución de aductores en polea baja

Para comenzar el ejercicio debemos colocarnos de pie y de lado frente a una máquina de polea. Seleccionamos el peso a utilizar y sujetamos la polea al tobillo de la pierna inmediata a la máquina. Nos sujetamos con las manos para ayudarnos a conservar el equilibrio y desde allí comenzamos el movimiento.

Sin movilizar el torso, despegamos la pierna que sujeta el peso del suelo y la llevamos desde la máquina hacia el centro del cuerpo, por delante de la otra pierna que está apoyada en el suelo. Después regresamos lentamente a la posición inicial, sin dejar caer el peso bruscamente.

Músculos trabajados

Como su nombre lo dice, este ejercicio realizado en polea baja solicita los músculos situados en la cara interna de los muslos y los tonifica.

Trabaja el conjunto de los aductores: pectíneo, aductor largo, aductor corto, aductor menor, aductor mayor y grácil.

Errores comunes

  • Emplear mucho peso: si cogemos un peso demasiado elevado que no podamos cargar simplemente con nuestra pierna, entonces movilizaremos el resto del cuerpo para ayudarnos y reduciremos la efectividad del ejercicio. El tronco debe permanecer casi inmóvil durante el movimiento.
  • Realizar movimientos bruscos: si con un impulso jalamos del peso podemos lesionar el músculo involucrado y no crear la contracción necesaria para un adecuado estímulo, y si dejamos caer el peso podemos dañar la articulación de la cadera.
  • Flexionar la rodilla: la pierna que trabaja debe permanecer durante todo el recorrido semi extendida, pues si flexionamos la rodilla no estaremos demandando el esfuerzo de los aductores durante el jalón de la polea.

Imagen extraída de bodybuilding.com